El chupete, ¿más efectos negativos que positivos?

Tan antiguos son los chupetes como la controversia que genera su uso. Sus defensores subrayan que puede calmar la ansiedad y el estrés en los más pequeños. Incluso se ha recomendado para reducir el riesgo de muerte súbita. Sus detractores, en cambio, aseguran que interfiere en la alimentación materna porque puede confundirse con el pezón. Ahora se afirma también que podría afectar al desarrollo del lenguaje.

Leer más: El chupete, ¿más efectos negativos que positivos?

¿Cómo quitar el chupete?

El chupete es un bien preciado para los bebés, que cubre la necesidad que tienen los peques de chupar. A partir del año o el año y medio, cuando comienzan a separarse de la mamá y son más activos con el ambiente que les rodea, esta necesidad natural disminuye considerablemente. Es entonces, entre los 12 y 24 meses, cuando es recomendable quitar el chupete a un bebé, pues si lo dejamos pasar puede provocar malformaciones en la boca.

Leer más: ¿Cómo quitar el chupete?