De todo y para todos

Nueve consejos para controlar la ira

(Agencias).-Las emociones son parte de la vida.

Ellas nos ayudan a exteriorizar cómo nos sentimos al respecto de algunos hechos o personas a nuestro alrededor.

La ira es parte de estos sentimientos; puede ser positiva si nos ayuda a resolver problemas, pero si persiste puede tornarse problemática e incluso llegar a la agresividad; así lo reseñó el sitio web Health Line.

Por ello, es necesario aprender a controlarla antes de que ascienda a niveles que afecten nuestra salud. Algunos consejos para disminuir el nivel de malestar provocado por la ira son:

Cuenta

Cuentan números de manera descendente desde el 10; si estás realmente enojado, cuenta a partir del 100. El malestar bajará progresivamente.

Respira mejor

Tu respiración se acelera cuando estás enojado. Revierte eso e intenta inhalar profundamente por la nariz y exhala por la boca las veces que sean necesarias.

Camina

Ejercitarse puede ayudar a calmar los nervios y disminuir la ira. Ve por un paseo o sal a jugar.

Repite un mantra

Encuentra una palabra o frase que te ayude a mantener la calma y enfocarte. Repite esta palabra una y otra vez cuando estés alterado.

“Relájate" y "Tómalo con calma" son algunas de las frases que Health Line propone y pueden ayudarte.

Escucha música

Deja que la música te haga olvidar los sentimiento incómodos.

¡No hables!

Si te sientes airado, no hables porque puedes ocasionar más daños y empeorar la situación. Imagina que tus labios están cerrados por unos minutos, eso te ayudará a poner tus pensamientos en orden.

Mayo Clinic recomienda que una vez calmado, se exprese la frustración y se expongan las preocupaciones sin herir a nadie.

 

Identifica soluciones

La Clínica Mayo aconseja buscar soluciones a lo que ocasionó el conflicto en lugar de permanecer enojado. Destacan que la ira "no arregla nada y quizás solo lo empeore".

Sin rencor

El sitio web de esta clínica explica que si perdonas a la persona que te hizo molestar, puedes aprender de la situación en lugar de permitir que las emociones negativas tomen el control.

Ríete

El medio destaca que se puede utilizar el buen humor para hacer frente a lo que te ocasiona malestar; sin embargo, evita el sarcasmo.

También puedes hablar con un amigo, agradecer las cosas buenas, escapar mentalmente, practicar técnicas de relajación y realizar estiramientos para ayudarte a controlar tus emociones.